Menu

Piel AceitunadaAurora1

 

Autor: Aurora Bolzoni Capilla
Edad: 66 años
Localidad: Abanto Zierbana

La autora de este relato, -que soy yo- vivió una niñez que no la pertenecía haciéndose mayor antes de tiempo, con unas obligaciones de persona adulta-madurando demasiado deprisa- con apenas doce años de edad tuve que dejar la escuela y dedicarme a llevar la casa y sacar adelante a mi padre, -que trabajaba todo el día- estando solos mi hermano de cinco años y yo.

Leer más...

Cuéntanos tu experiencia o recoge una vivencia de tu entorno

Las experiencias de los mayores son un patrimonio para el desarrollo de nuestra sociedad. Desde el certamen Gaurko Nagusia, Abuelo-a Actual se promueve esta iniciativa para que las enseñanzas del pasado nos sirvan en el presente.

Accede a nuestras NOTICIAS

 

CATEGORÍAS

Erandio
Trapagaran
Sestao
Bilbao
Abanto Zierbana

ETIQUETAS


 

Con 14 años y dentadura postiza

Autor:

María Luisa

Edad:

76 años

Localidad:

Bilbao

María Luisa vivió su infancia junto con sus abuelos, sus tíos, y su hermana hasta los 13 años, en Gorozika (Muxica), en un contexto realmente humilde. Según nos cuenta, disponían de muy pocos recursos: ni agua, ni luz, ni calefacción… y tanto fue así que por las tardes debía ir ella misma, Mª Luisa, a por agua o a recoger fruta caminando ya que su familia trabajaba para conseguir algo. Y en la misma línea, nunca tuvo día de reyes, salvo unos caramelos de guirlache y almendra.  Aunque confiesa que aun y todo, eran felices con lo que tenían, jugando libremente (sin muñeca alguna). Sin duda, tenían momentos realmente felices a pesar de no tener NADA.

Leer más ...

La honradez por encima de todo, pero la alegría también buenamente la abarcábamos

Autor:

Nieves Dolores

Edad:

81 años

Localidad:

Bilbao

Para Nieves, natal de tierras sorianas, que desde bien joven se afincó en Bilbao, es la honradez lo que gran pesaba en su época de juventud.

Desde muy corta edad, desde los 10 años comenzó a trabajar día tras día en el campo, sembrando cereales como cebada, trigo… Desempeñaba su trabajo de manera incansable, sin parar. Salía desde la madrugada para prepararse a ello, y se dedicada de lleno sin levantar cabeza. Y por si esto no fuera suficiente para una niña que era, también debía recibir un sueldo escaso, y ella no exigía más. La HONRADEZ era todo en aquella educación recibida. Y es que este valor estaba por encima de todo y había que acatar y seguir las normas tal cual estaban ya establecidas.

Esto no lo veía en su día como un problema, y es que lo veían como algo normal. La vida era así, comenta Nieves, y no añoraban otra vida. Aunque la honradez tenía un sentido más acentuado en los ciudadanos que no acomodados, si tal cual argumenta Nieves: “Ya que eres pobre, que seas HONRADA”.

Leer más ...
Suscribirse a este canal RSS

Organiza

SpanishESEuskaraeu-ES